/ Todo sobre seguros

5 errores comunes al comprar un seguro para tu negocio

Empezar un negocio nunca es fácil, hay que considerar muchos elementos para tenerlo listo y operarlo con éxito. Un aspecto fundamental, aunque muchas veces no se tiene presente, es contratar un seguro para protegerlo.

Existen diferentes tipos de seguro que se adaptan a las necesidades de cada empresa. Determinar las coberturas adecuadas dependiendo de la industria y características particulares del negocio puede ser confuso. Por eso, te mostramos a continuación algunos de los errores más comunes que se cometen al comprar un seguro para empresas.

Error 1: No tener claros los términos y exclusiones de las pólizas de seguros
Los seguros pueden ser complicados, con muchos términos específicos de la industria que se deben entender. Sin embargo, es importante conocer el verdadero alcance de la póliza de un seguro antes de contratarlo. Se deben de leer cuidadosamente las exclusiones y asegurarse que se han comprendido todos los detalles antes de aceptar los términos. Contratar el seguro a través de un agente o bróker puede simplificar el proceso para tener mayor comprensión sobre los términos y exclusiones.

Error 2: Contratar un seguro basado únicamente en precio en lugar de valor
Las empresas pueden cometer el error de pensar en la contratación de su seguro como un producto y como resultado basan su decisión en función del precio. Es fundamental que el seguro que se contrate incluya todas las coberturas que el negocio necesita y entender realmente qué riesgos están siendo cubiertos. Si la decisión de contratación se basa únicamente en precio, es posible que no se compre el seguro adecuado.

Error 3: No contratar un seguro que cubra pérdidas consecuenciales
Para una empresa pequeña es importante contratar un seguro que incluya la interrupción del negocio. Este tipo de coberturas protegen a la empresa contra la posible pérdida de ingresos en caso de detener la operación del negocio o durante el proceso de reconstrucción derivado de un siniestro.

Error 4: No contar con la cobertura adecuada
Muchos propietarios de empresas pequeñas no están asegurados lo suficiente contra riesgos que pueden ser altamente perjudiciales. Por ejemplo, no contratar una cobertura por daños derivados de fenómenos naturales por pensar que tales eventos son muy raros y por lo tanto un siniestro de este estilo no podría afectarlos.

Error 5: No actualizar la póliza de seguro a medida que el negocio crece
Es muy común contratar un seguro y olvidarse de él hasta que llega el momento de la renovación. Sin embargo, a medida que el negocio crece, las necesidades de protección cambian. Es importante revisar de vez en cuando las pólizas vigentes y confirmar que las necesidades actuales de la empresa siguen estando cubiertas adecuadamente.

En Covela puedes encontrar asesoría y cotizar los seguros de tu empresa.

¿Necesitas un seguro?